El Reino Unido le pide el divorcio a la Unión Europea

El electorado británico acudió ayer a las urnas en masa para decidir si el Reino Unido permanecía o no en la Unión Europea. El denominado “Brexit” (del inglés British Exit) obtuvo el 52% de los votos, mientras que la opción de permanecer sólo obtuvo el 48%. La decisión ha causado incertidumbre y caos ante que significará el futuro de la Unión Europea sin uno de sus más poderosos miembros. La salida del Reino Unido, el primer país en la historia que elige abandonar la Unión Europea, es un proceso sin precedentes que tomará por lo menos 2 años.

Advertisement

Como consecuencia del voto, la libra esterlina cayó a su nivel más bajo en 31 años y David Cameron, primer ministro del Reino Unido y partidario de la permanencia en la Unión Europea, anunció su dimisión. Las bolsas de valores en Londres, Europa, Nueva York y el resto del mundo también han experimentado caídas

Para el Reino Unido, la salida de la Unión Europea implica que tendrá que renegociar su acceso a los mercados de Europa y el resto del mundo. También podría suponer la fragmentación de esta nación, pues Escocia podría pedir un referendo para independizarse del Reino Unido con tal de reintegrarse a la Unión Europea. Lo mismo podría ocurrir en Irlanda del Norte, donde la mayoría de los electores favorecieron la permanencia en la UE.

Por su parte, la Unión Europea queda debilitada con la salida de uno de sus miembros más poderosos. El Brexit también puede despertar ánimos separatistas en otros países de la Unión como Francia, Suecia o Países Bajos, donde ya existen movimientos que abogan por independizarse de la comunidad europea.

Advertisement
Advertisement
Advertisement

Comments