Este perro descubrió que puede tocar fondo en la piscina… y ya no hace otra cosa

Sin ninguna razón, este perro se para de dos patas dentro de la piscina. Comenzó hacerlo desde que descubrió que sus patas lograban alcanzar el fondo. Desde ese momento, cada vez que entra a bañarse a la piscina lo único que hace es ¡quedarse parado! Él ama hacer esto y quedarse así por horas.

Advertisement

Comments